dimanche 18 décembre 2011

Oscar PORTELA/ La Memoria del Pasado (Fragmento) & Poesía




Oscar Portela, nacido en la provincia de Corrientes (República Argentina) el 5/13/50, es considerado hoy por las más importantes voces de la literatura de su país, como una de las más potentes voces de la poesía y el pensamiento latinoamericano. Administrador Cultural, ha ocupado importantes funciones en su provincia y ha integrado por dos periodos consecutivos la Comisión Directiva de la Sociedad de Escritores de la Argentina, presidente de la misma entidad en su Provincia, Director de revistas como Tiempo y Signos, entre otras, es y a sido Asesor de Cultura de la Honorable Legislatura de la Provincia de Corrientes. Doce títulos de su obra poética editadas (Senderos en el Bosque, Los Nuevos Asilos, Memorial de Corrientes, La Memoria de Láquesis, etc), y obras ensayísticas en las que se ocupa preferentemente del pensamiento filosófico contemporáneo, (Nietzsche sonámbulo del día), le han valido la consideración de importantes pensadores de su país...Ha publicado en España, México, Venezuela, Paraguay, y casi todos los medios de prensa de la Argentina y dictado conferencias en España, Paraguay y provincias Argentinas. Asimismo es especialista en crítica e historia del cine y es autor de letras de obras musicales en su mayoría inéditas…

Oscar PORTELA sobre Azul@rte:


Fragmento de estudios de la historia de Corrientes
La Memoria del Pasado
por Oscar PORTELA

Ningún cambio o modificación sustancial de cualquier tipo dentro de un orden social determinado a través de la historia, ha sido conseguido sin luchas, violencia, y crueldades de diversos tipos: no hablo aquí de “evolución” sino de cambios.

Cambios que tienen su sustento en la imagen del mundo que proyectan los grandes pensadores y algunos de estos, al mismo tiempo,  grandes guerreros.

Nuestro país atraviesa una honda crisis de arquetipos, aquellos por los que se desangraron los héroes y mártires que construyeron nuestra Nación.

Nada de ellos resulta nuevo: el peligro reside hoy en la separación de la Sociedad Civil y nuestro sistema de Representación Política.

Sabemos que aquellos cambios a los que me referí - como la Revolución Francesa o la misma Guerra de Secesión Norteamericano - exigieron victimas y victimarios.

Resulta necesario entonces bucear en el pasado para encontrar en el tanto el origen de nuestras falencias como la grandeza de nuestros mas nobles atributos.

No se trata de ninguna crisis de identidad: los pueblos están constituidos por diferencias y no de homogeneidades. Y eso lo aprendemos de nuestro propio y turbulento pasado.

Dentro de la historia de nuestra Nación a Corrientes le cupo un rol imponderable: sus aportes para la constitución de la Nación no han sido suficientemente valorados.

Corrientes ha sido un baluarte inexpugnable como defensora de la libertad contra toda forma de nepotismo. “Paz, Libertad, Constitución” reza la bandera de nuestra provincia: no resulta raro entonces que Corrientes sea la única provincia Argentina que no ostente la figura del “caudillo” como forma de dar forma a la imaginación colectiva.

Los hombres que ha aportado Corrientes a los Gobiernos Nacionales desde la aurora del inicio de la Nación, fueron brillantes hombres del pensamiento y la acción: vamos a poner como ejemplo a uno de los mejores Estadistas que haya dado la Nación: este ejemplo me exime de mayores fundamentaciones. En 170 nace en Corrientes José Simón García de Cossio: habla la historia sobre su ejemplo: 
“Apoyó la Revolución de Mayo y participó en el cabildo abierto del 22 de mayo de 1810, secundando la posición de Cornelio Saavedra de reemplazar al virrey por una Junta de Gobierno. Pocos días después de asumir, el día 22 de junio la Primera Junta lo nombró fiscal general de la Audiencia.

El mismo día de la llegada de la noticia de la Revolución de Mayo a Corrientes, se reunió el Cabildo y de común acuerdo aceptaron a la flamante Junta de Gobierno. La elección del Diputado por el pueblo de Corrientes se realizó cuatro días más tarde, el 22 de junio de 1810. Se reunieron los vecinos y a través del sufragio claro se eligió al Dr. José Simón García de Cossio.

Corrientes fue el primer pueblo que eligió diputado; de esta manera, participaba activamente en los sucesos revolucionarios de Mayo”. Las cuatro primeras Constituciones rigieron durante los cuatro mandatos del Gobernador Pedro Ferre”.

EL 11 de diciembre de 1821 durante el gobierno de Juan José Fernández Blanco, se dictó la primera Constitución de la Provincia de Corrientes.

Fue Pedro Ferré su primer gobernador constitucional, y quien introdujo en 1826 el papel moneda. En aquella época se formó en Santa Fe un congreso de diputados de las cuatro provincias, y Ferré fue diputado por su provincia y presidente del cuerpo.

Su intención era defender una pronta organización nacional, una reglamentación del tráfico fluvial, la habilitación de otros puertos para el comercio exterior, además del de Buenos Aires, la protección para los productos del país, la nacionalización de los ingresos por derechos aduaneros y los gastos nacionales de guerra y relaciones exteriores. Pero se enfrentó con el enviado porteño, que se negó a tratar esos asuntos.

La primera estampilla postal del país, que hoy cumple 150 años, no llevó la cara de un prócer, como podría esperarse, sino la de Ceres, diosa romana de la Agricultura; y tampoco la puso en circulación el Estado nacional, sino la provincia de Corrientes, el 21 de agosto de 1856, por Disposición del Entonces Gobernador de la Provincia  Juan Pujol.

Corrientes no es solo la defensora de un verdadero Federalismo, oculto bajo el rotulo de unitarismo Es la defensora de los Derechos autárquicos que las Constituciones otorgan a las Provincias, no solo la abanderada de la defensa de las fronteras contra las pretensiones expansionistas del Brasil o el Paraguay, no constituye solo el martirologio de Berón de Astrada en Pago Largo, o la resistencia sin tropas de Genaro Perugorría durante ocho días – sinagua ni comida – en defensa de su provincia, tampoco las victorias brillantes sobre el centralismo como la de la batalla de “Caá- Guazú”, comandada por el General José María Paz o la del 1ro de abril de 1843, en la los hermanos Madariaga y unos cuantos oficiales más quienes cruzaron el río Uruguay a la altura de Uruguaiana, en el que ellos mismos nombraron más tarde como “Paso de los Libres”.

Con el apoyo de algunos jefes como Nicanor Cáceres y Benjamín Virasoro, en trece días ocuparon toda la provincia, obligando al gobernador Pedro Cabral a huir hacia Entre Ríos. La última resistencia federal fue vencida a principios de mayo en el combate de Laguna Brava.

 Así se muestra como Corrientes fue siempre búsqueda de la justicia, la paz, y la libertad: Escuelas, Bibliotecas, Defensa de la Nación durante las Invasiones Inglesas y por fin el primer partido político Fundado en la Argentina (El PL.).

Tal vez nuestro sistema Parlamentario y Representativo hoy necesite reformas, pero sin olvidar jamás que muchos Gobernadores de nuestra Provincia de Corrientes pagaron los sueldos de maestros utilizando reservas de su propio pecunio.

Esos paradigmas deben ser gravados en la memoria colectiva para preservar de todo peligro a un Estado Nacional prepotente y avasallador, por ello mismo debemos sostenernos en la Memoria del Pasado pues toda patria no constituye solo el lugar donde descansan nuestros padres sino la cuna de los que vendrán.

***
EL VUELO a MAIKEL CASTRO
poema de OSCAR PORTELA

Entre tus muslos calidos, allí donde
las lunas pálidas dormían
calla el jilguero ahora
y los pasos que conducían
a los sueños se demoran
en busca de los jardines mustios
donde el deseo levantaba su vuelo
en búsqueda de las coronas
de mirtos y de las alas
que conducían a paraísos
donde todos los goces y los sonidos
de los vientos, las agua, y las arenas
del oro son posibles.
Levanta pues tu vuelo ya, deseo.
Espera solo el crepúsculo y
la quietud del vacío que por años
corre, se desliza: en tu lugar
vendrán los otros y la sonata
de la primavera otra vez
llegará – lo sé – en los colores
de la carne y en tus labios
fatales, Maikel Castro, obertura
de vida y muerte, de circulo vicioso,
mientras las imágenes se hacen pálidas
y ya solo busco dormir, dormir, dormir…
Levanta vuelo deseo, desde los bosques
donde reinaba el fauno,
o Pan abría luces
y la música que reinaba
en tus castos oídos llenaba
las esferas de zureos y gozos,
que marcaban el movimiento
de los astros.
Levanta ya definitivamente
el vuelo de la alondra, oh deseo
de más vida- oh mas muerte y pósate
en la frente de Maikel,
ora frente a su sombra,
pues ahora que dejarás abiertos
cielos y verás levantar
el vuelo del deseo, sabes también
que volverá en las notas
de su sangre y de su semen,
el retorno de todo, las caricias
del sol, entrelazadas manos
hundidas en lo imposible
del placer del rocío
que se irá como la sal del mar,
para que mis cenizas tornen
a tu cuerpo, Fénix de la belleza
del instante, y de la primavera
mientras el vuelo de la alondra
dice, Eros es todo y yo su esclavo
así como en crepúsculo,
ah Maikel Castro,
mañana, mediodía y noche
de una historia que se repetirá
por siempre, el vuelo del deseo
en el vacío, sumergido ya el sol
entre las aguas, como tu
semilla en el poema
de este acto de amor
en que tus órganos
hacen de mí su soplo,
su espejo y su diadema –
y de la alondra del deseo
solo un símbolo.

Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ∕Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules

Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules Por Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ 2017 marca el centenario de la cantautora de “Gracias a la vida” y ta...