vendredi 2 mars 2012

Sale a la luz un relato breve inédito de Charlotte BRONTË


Sale a la luz un relato breve inédito de Charlotte Brontë

La 'London Review of Books' rescata casi un siglo después 'L'ingratitude', escrito en francés como una tarea impuesta por el tutor y objeto de deseo de la escritora

Un relato breve inédito de la escritora británica Charlotte Brontë (1816-1855), la autora de Jane Eyre, ha sido publicado hoy por el London Review of Books. El archivista Brian Bracken encontró recientemente el manuscrito, escrito en francés con errores gramaticales y faltas de ortografía, en el Musée Royal de Mariemont, en Bélgica. L’ingratitude, firmado el 16 de marzo de 1842 y redactado como una tarea impuesta por su tutor, el belga Constantin Heger, desapareció de los anales alrededor de 1913. El texto, además de mostrar el estilo literario temprano de Brontë, pone de relevancia el amor prohibido que esta sentía por Heger, también encargado de la educación de su hermana Emily, escritora como Charlotte, y que por entonces era un hombre casado.

“Heger, a todas luces un profesor capaz y dedicado, ponía tareas a Emily y Charlotte basadas en los textos de los autores que había estudiado en clase”, explica Brian Bracken en el London Review of Books. El relato cuenta la historia de una rata despreocupada que, en vez de seguir los consejos de su padre, una rata sabia, se marcha al campo a vivir una aventura que acaba en tragedia. “El relato podría estar basado en La Fontaine y J.P. Florian”, añade Bracken. Aunque Heger acostumbraba a poner comentarios en los textos de las hermanas, en este no aparece ningún apunte.
El enamoramiento de Brontë hacia su tutor, que pudo ser la base de realidad que la autora utilizó para escribir su novela Villette, salió a la luz en 1913, según explica Bracke. “Paul Heger donó al Museo Británico las cuatro cartas que sobrevivieron de las que Charlotte escribió a su padre, y dio permiso al Times para que las publicara”. "No sabría qué hacer con una amistad íntegra y completa, no estoy acostumbrada a eso. Pero mostraste un poco de interés por mí cuando era tu alumna en Bruselas (ciudad en la que Brontë pasó varias temporadas y donde fue pupila de Heger), y me aferro a ese pequeño interés", reza una de esas misivas. Aunque se sabe que el profesor respondió a algunas de las cartas de Brontë antes de 1845, estas se encuentran desaparecidas.

Articulo: http://cultura.elpais.com 29/02/2012

Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ∕Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules

Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules Por Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ 2017 marca el centenario de la cantautora de “Gracias a la vida” y ta...