dimanche 2 juin 2013

Javier RODRIGUEZ MARCOS/ El poema perfecto

El poema perfecto
Por Javier RODRIGUEZ MARCOS 

MIEDO

Miedo a ver un coche de la policía acercarse a mi puerta.
Miedo a dormirme por la noche.
Miedo a no dormirme.
Miedo al pasado resucitando.
Miedo al presente echando a volar.
Miedo al teléfono que suena en la quietud de la noche.
Miedo a las tormentas eléctricas.
¡Miedo a la limpiadora que tiene una mancha en la mejilla!
Miedo a los perros que me han dicho que no muerden.
Miedo a la ansiedad.
Miedo a tener que identificar el cuerpo de un amigo muerto.
Miedo a quedarme sin dinero.
Miedo a tener demasiado, aunque la gente no creerá esto.
Miedo a los perfiles psicológicos.
Miedo a llegar tarde y miedo a llegar antes que nadie.
Miedo a la letra de mis hijos en los sobres.
Miedo a que mueran antes que yo y me sienta culpable.
Miedo a tener que vivir con mi madre cuando ella sea vieja, y yo también.
Miedo a la confusión.
Miedo a que este día acabe con una nota infeliz.
Miedo a llegar y encontrarme con que te has ido.
Miedo a no amar y miedo a no amar lo suficiente.
Miedo de que lo que yo amo resulte letal para los que amo.
Miedo a la muerte.
Miedo a vivir demasiado.
Miedo a la muerte.

Ya he dicho eso.

El autor de este poema es Raymond Carver y su traductor, Jaime Priede, que lo incluyó enTodos nosotros, la reunión de la poesía del escritor estadounidense que en 2006 publicó en España la editorial Bartleby.

Carver (1939-1988) es uno de esos autores que ha conseguido sobrevivir tanto a su leyenda como a sus imitadores (por no hablar de sobrevivir a aquella pulcra etiqueta publicitaria del realismo sucio). Nada tan fácil como escribir un relato carveriano; nada más difícil que escribir un relato de Carver. Su falsa sencillez y su gusto por los finales abiertos son trampas mortales para ingenuos. La siempre sospechosa palabra autenticidad parece hecha para él. Y para su mundo. A ese mundo está dedicado el libro Carver Country. Lo acaba de traducir Jesús Zulaika para Anagrama, la editorial que ha publicado toda la narrativa del autor de De qué hablamos cuando hablamos de amor.

Carver Country es una antología de textos del escritor de Oregon con fotos de Bob Adelman que retratan su vida, los escenarios de su vida y a los personajes que la acompañaron desde el principio hasta el final, es decir, diez años más de lo anunciado por los médicos, que le dieron seis meses. “Propina” se llama el poema que habla de eso. El resultado es una especie de Carver por Carver en prosa (relatos, apuntes, cartas –incluida una al propio fotógrafo-) y verso. Entre esos versos no están los de “Miedo” pero esa ausencia no empaña el valor de un libro que es algo más que un regalo para mitómanos. En el fondo, las fotos de Adelman y el poema de Carver son dos mapas distintos de un mismo territorio.

Por lo demás, “Miedo” es el poema perfecto. Perfecto no porque sea formalmente impecable sino por todo lo contrario, porque es una letanía, un rezo, una queja, una celebración, una carta de amor, perfecto porque destila pudor y humanidad en cada verso, porque dice una cosa y su contraria, porque habla de un hombre y habla de una época (y de la eternidad), porque podría ser interminable.

Porque cualquiera podría escribir uno igual y el resultado no sería una vulgar imitación.


Articulo: http://blogs.elpais.com 24/05/2013

Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ∕Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules

Violeta PARRA: cabeza de pájaros azules Por Juan ÍÑIGO IBÁÑEZ 2017 marca el centenario de la cantautora de “Gracias a la vida” y ta...